jueves, 8 de agosto de 2013

Efectos secundarios (Side Effects)

   Alguna vez lo he dicho ya, y aunque dudo mucho que llegue a leer estas palabras lo voy a volver a repetir no sea que por algún tipo de influencia sobrenatural llegue a los oídos del Sr. Soderbergh esta petición: por favor, no se retire, no nos deje sin sus dos pelis anuales, sin los filtros de luz de su alter ego, Peter Andrews, sin sus historias y la música hipnótica con la que acompaña sus películas...menos mal que alguna de mis peticiones sí ha debido leerlas, porque aunque "Efectos secundarios" iba a ser en principio su última película, Steven Soderbergh ya tiene pendiente de estreno en España "Behind the Candelabra" (con Michael Douglas y Matt Damon) con excelentes críticas, principalmente al reparto.
   Bueno, a lo que iba que me acabo enredando: en "Efectos secundarios" se habla de la industria farmacéutica y de la medicación a los pacientes con algún tipo de trastorno mental, y sobre cómo afecta la utilización de dicha medicación aún cuando el tratamiento sea seguido muy de cerca por un especialista. Y Soderbergh utiliza la peli para utilizar al espectador como conejillo de indias de su propia medicina: te lía, te da la vuelta a la historia, te la vuelve a poner del derecho y de repente está de nuevo del revés.
   No solo habla de los efectos secundarios de la medicación en general, si no de los efectos que causa toda acción que se ejecuta en cualquiera de los ámbitos de la vida real: todo afecta a los que están a nuestro alrededor, y aunque queremos controlar las consecuencias de nuestras acciones, llega un momento en el que perdemos el control, porque los hilos que queremos manejar se mezclan unos con otros hasta que el títere cobra movimiento propio independientemente de la mano que lo maneja.
   ¿Qué tendrá Soderbergh que todo actor que trabaja con él acaba repitiendo? Jude Law ya aparecía en la estupenda "Contagio", con Catherine Zeta-Jones rodó "Traffic", con Channing Tatum "Magic Mike", y así un largo etc. Y con Rooney Mara, auténtica protagonista de la peli, ¿cuándo volverá a coincidir?
   He de reconocer que hay momentos en que te pierdes en un sin control que te hace dudar, como cuando tienes que tomarte una pastilla y no recuerdas si te la has tomado o no, pero la media hora de desenlace final es brutal. Os la recomiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario